Edición Especial No. 5-2003
Salus cum propositum vitae

ALIMENTACIÓN DURANTE LA VEJEZ

DR. SAMUEL G. BRAVO WILLIAMS

SOCIEDAD DE GERIATRÍA Y GERONTOLOGÍA DE MÉXICO, A.C.

Es la alimentación que se adapta al metabolismo y caracteristicas bio-psico-sociales de los viejos.

Cuando hablamos de la nutrición en el anciano, habremos de señalar en primer término como el aspecto de más importancia, la inadecuada alimentación que predomina en este grupo de la población, por todos los factores bio-psico-sociales que le acompañan y que empezando por señalar la pérdida de la dentadura, los trastornos de la digestión, los del tránsito intestinal como el estreñimiento, hasta las gastritis medicamentosas que limitan indudablemente una adecuada digestión, o bien la influencia de otros males somáticos como el dolor y los psicosomáticos que producen anorexia como la derpesión. Otros factores como la soledad en que muchos viven con limitaciones físicas para disponer de alimentos frescos, que cubran además el gusto o la apetencia del día con la frecuencia necesaria los traiga.

Con la limitada o nula convivencia pierden el deseo de preparar alimentos que alarguen el gusto por comer haciendo dietas monótonas y de mala calidad; Bresard en un estudio encontró que los ancianos solteros o despojados de sus seres queridos, que vivían solos, tenían una ingestión calórica de 2,168 Kcal. comparada con 2,300 Kcal, para los que vivían dentro de un ambiente familiar. Otro factor que límita específicamente la alimentación, es la pobreza en que la mayoría de ellos se encuentra. Y por último cabe señalar otro factor que es determinante para alcanzar el adecuado equilibrio en la nutrición, que es la actividad física y mental del individuo anciano, donde generalmente predomina en la realidad una gran inactividad.

Para que nosotro podamos introducir las recomendaciones a la práctica diaria de la vida de los ancianos es necesario tener en cuenta estos 4 postulados:

1.- Un nivel nutricional balanceado-reducido (en un 30-40%) que asegure una velocidad más lenta de desarrollo con una mayor supervivencia. es la dieta que está siendo recomendada en países industrializados para reducir la frecuencia de enfermedades degenerativas y sobre todo de sobrepeso.

Nosotros hemos observado que en mexicanos viejos al mantenerse de 1 a 5 kg. menos de peso ideal, los mantiene en mejores condiciones de salud. como la reserva funcional es reducida en el anciano que le sirve para adaptarse al esfuerzo físico extremo, a las enfermedades infecciosas, a las tensiones o al stress, cuando tienen menos masa corporal, las mismas reservas funcionales tienen un mayor rendimiento.

2.- para el médico o el técnico en nutrición, tiene una gran limitante para lograr sus objetivos ante el anciano, porque cuando se trata de modificar los hábitos placenteros de la alimentación, los argumentos científicos son de poco peso y casi siempre se fracasa. El técnico deberá entonces hacer uso de su ingenio para conjugar todos los factores que en el individuo determinan el comportamiento alimetario, como las costumbres sociales y tradicionales, el placer por determinados alimentos las preferencias individuales; para interoducir el juicio y la razón en sus hábitos y costumbres, por que modificar la alimentación es verdaderamente introducirse en el hogar de un anciano.

3.- La influencia familiar en la conducta alimentaria es definitiva, por lo que debe instruirse a los familiares sobre la alimentaicón del anciano para lograr una adecuada nutrición.

4.- El práticar dicha dieta requiere modificar los hábitos y las costumbres del individuo casí en su totalidad, deberá aprender a evitar los abusos y los extremos, en otras palabras deberá adaptarse a una nueva circunstacia; y esto implica también un cambio de conducta.

Conducta alimentaria.- Las motivaciones en nuesto comportamiento alimentario son de 3 tipos:

a) Las motivaciones bioquímicas que son aquellas directamente provocadas por el alimento, como la sensación energética-calórica que pudiera traducirse en fortaleza física (ejem. el nerplex, la miel, el alcohol.)

b) Las motivaciones psico-sensoriales, es decir las sensaciones placenteras, como los preparados de anis, menta, chile, o bien que cubren nuestro deseo "el antojo" y que regulan en forma tan exquisita nuestro apetito.

c) La motivación simbólica (deseo de vivir). Las motivaciones de conocimiento afectivo, significan el estar concientes de uno mismo, este conocimiento de nuestro cuerpo e integrado durante 30,000 días (83 años), establece las relaciones del "ego" que descubrimos en el alimento mediante el cual se vive y el medio a partir del cual lo adquirimos por nuestro trabajo.

Las observaciones demuestran que al comer el humano consume primordialmente "simbolos" cuyas funciones de liberación son mucho más importantes para él, que su valor de nutrirlo.

Ejemplo.- El simbolo que se le da a los ostiones; las reuniones o las fiestas antes de pensar a quienes se va areunir, se está pensando en que se va a comer. entre las festividades rurales la comida ocupa un símbolo tan importante, que se gastan recursos económicos que muchas veces no se tiene y resulta una alta ofensa si alguien no se come todo lo que se le sirve, que casi siempre es en exceso. En la reunión dominguera cualquiera de nosotros "come sin darse cuenta" hasta 5 veces más de lo que se comería sólo en su casa ese mismo domingo. Y hasta parece ser que en los momentos más críticos hubo también una "última cena".

LA ALIMENTACIÓN DE LOS ANCIANOS.

Cuidado los cambios bruscos en la alimentación por regla general, no los tolera bien, cualquier cambio deberá hacerse con lentitud y por etapas, debe hacerse hincapié en que a los 80 años de edad, las necesidades se encuentra reducidads a la tercera parte en comparación con las necesidades de los adultos jóvenes. "Es mucho más probable el que se pueda enfermar un anciano por comer en demasía que por comer demasiado poco".

El anciano se encuentra a menudo enfermo y desorientado como resultado de su mal comportamiento alimentario, y por lo tanto puede tener mayor necesidad que los demás, de una guía racional para que sustituya su instinto por la reflexión, y que comprenda que el anciano que está comiendo bien, ¡está viviendo bien!.

ahora bien la alimentación recomendable no es distinta de la que en realidad hace, solo que hace falta orientarla bajo estos principios para ordenarla en cantidad, frecuencia, balance y alguna recomendaciones que favorezcan una buena digestión y por ende en una buena nutrición.

Cantidad.- Los grandes volumenes de alimentos, dificultan la disgestión, la retrasan y en general impiden que se digieran adecuadamente. Generalmente los pacientes acusan distensión abdominal postprandial que les molesta y a la hora del siguente alimento todavia estan erutando lo que comieron antes. Volumenes reducidos pero de un rico valor nutricional son recomendables pero algunos ancianos que estan acostumbrados a grandes volumenes, tendran problemas para adaptarse, sintiendo necesidad de comer antes de la hora prevista, entonces se recomendará tomar colaciones entre comidas, para hacer 5 alimentos, pero en este caso se recomendará que tomen a una hora determinada por ejemplo a las 11:00 am. alguna fruta, algun estracto de verdura, o ensalada de verdura que puede estar incluida sardina o atún y a las 5:00 pm., un yougurt, gelatina o algún licuado con leche y fruta, por ejemplo. Esto les quita el apetito, los nutre y no los engorda, perosobre todo los deja satisfechos.

Frecuencia.- En primer término la alimentación se recomienda en salud, hacerse 3 veces al día, y se debe hacer siempre a las mismas horas por los actos condicionados a las secreciones gastrica, que se hacen con o sin alimentos, y deben dejar el tiempo suficiente entre ellos para el vaciamiento gastrico y además un período de reposo.

Un ejemplo de horario ideal son las 8:00 am., las 2:00 pm, y las 8 :00 pm. También puede ser las 9:00 am., las 2:00 pm y las 7:00 pm.

También se recomienda que no se coma frecuentemente el mismo alimento, esto es, no se debe comer huevo diario, no siempre tiene que ser el jugo de naranja por la mañana, ni el jamón o el pollo todos los días, el no hacerlo nos permite romper la monótonia, que es uno de los grandes vicios de la alimentación en los viejos, y nos permite favorecer el balance en la alimentación.

Balance.- es el metodo que nos permite establecer el equilibrio entre los nutrientes que debemos ingerir y los alimentos en los cuales los encontramos. Por ememplo la vitamina C la encontramos en el limón, la naranja, la leche y quesos, las proteínas en las carnes, los carbohidratos en los cereales y leguminosas, etc. Esto quiere decir que para recibirlos debemos comerlos todos, distribuyendolos más o menos en una semana. si hacemos un intento veremos que podemos comer casi todo sin repetir durante los 7 días.




 



Revista de la Facultad de Salud Pública y Nutrición
Ave. Dr. Eduardo Aguirrre Pequeño y Yuriria ,
Col Mitras Centro, Monterrey, N.L. México 64460
Tels. (8)348-4354, 348-6080, 348-6447
respyn@uanl.mx